Sobre chiles picantes y picaduras de insectos

Empleando, entre otras, las reacciones a chiles picantes y a las picaduras de insectos, Qualia Computing describe y proporciona evidencia de que, en los ejes del placer y del dolor, las experiencias subjetivas se distribuyen de forma logarítmica. Por ejemplo, Justin O. Schmidt se picó con más de 80 especies de insectos Hymenoptera, y calificó el dolor resultante en una escala de 4 puntos donde cada número es equivalente a 10 veces el número anterior. Por ejemplo, 10 picaduras de abejas melíferas son iguales a 1 picadura de hormiga cosechadora, y 10 picaduras de hormiga cosechadora equivaldrían a una picadura de hormiga bala.

¿Por qué es esto tan relevante?

Esta observación debería tenerse en cuenta a la hora de priorizar las intervenciones altruistas orientadas a un futuro mejor. Dado que la mayor parte del sufrimiento se concentra en un pequeño porcentaje de experiencias, centrar nuestros esfuerzos en prevenir los casos de sufrimiento intenso probablemente tenga el mayor impacto positivo posible.

Fuente:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *